Miedo al Éxito? Que es y como superarlo

El miedo al éxito es la incomodidad subconsciente que tenemos con respecto al logro de nuestros deseos.

Una de las barreras más solidas que debemos atravesar si buscamos progresar es nuestra resistencia interna hacía el éxito.

Fundamentalmente cualquier persona a la que le preguntemos si le gustaría ser “rica” (en dinero) diría que si. Podría pedirnos que le demos 1 millón de dólares, y podríamos dárselos.

Juguemos el juego de la adivinanza: que crees que pasaría emocionalmente con esta persona que está habituada mentalmente a la escasez de dinero, al recibir 1 millón de dólares?

Superficialmente podríamos decir que estaría extasiada de felicidad, que se iría a comprar todas las cosas que siempre quiso: el auto, la casa, el bote y las eternas vacaciones.

Todas estas cosas que eran “la llave de la felicidad”… PLAJ! son arrojadas delante de ella. De un día al otro, lo tiene TODO.

Desvaneciéndose el velo del entusiasmo unas semanas después, la realidad se cola por la puerta trasera de la mente: cómo voy a continuar pagando la gasolina y el seguro de mi porsche? Debo encontrar un puerto económico para aparcar el bote… los servicios de esta casa son muy elevados. A dónde puedo mudarme?

La información compartida en este sitio web no constituye asesoría profesional y no tiene la intención de reemplazar, ni sustituir, los servicios de profesionales capacitados en ningún campo, incluidos, entre otros, asuntos financieros, laborales, de emprendimiento, viajes, médicos o legales. Cualquier idea, consejo, opinión, información y/u otros materiales formativos o enlaces accesibles a través de esta página web, son para uso informativo y de entretenimiento únicamente. Por favor toma en cuenta que no existen garantías sobre los resultados que puedas obtener al utilizar o poner en práctica las estrategias, productos, servicios e ideas discutidas en este sitio web.

Como Saber Si tienes Miedo al Éxito?

Porqué los gurús de la superación dicen: “las personas que no consiguen el éxito, es porque tienen miedo a lograrlo?”

Mucho tiempo está frase me pareció un sin sentido que personas que facturaban cursos y no tenían idea de lo que hacían, lanzaban a su audiencia como si fueran plátanos para los monos. Yo diría: dame el éxito. No le tengo miedo. Puedo comer dos platos de éxito antes del desayuno.

Pero a medida que profundice en mi aprendizaje año tras año, encontré esta frase esclareciéndose: poco a poco, como cuando abrimos los ojos en la mañana y necesitamos un tiempo para estar seguro de lo que estamos viendo.

Observemos la siguiente representación:

Techo de Éxito y Piso de Éxito

Todas las personas tenemos un área de sensibilidad interna, perceptiva, en la cuál nos sentimos cómodos. Fuera de está area, localizada entre nuestro techo y nuestro piso, sentimos una resistencia interna.

Como si estuviéramos utilizando bandas de resistencia cuando entrenamos el cuerpo. Vamos hasta cierto punto, y sentimos un tirón hacía atrás. A nivel físico, el tirón es muscular. A nivel psicológico, el tirón es emocional. 

Esto no aplica solamente al dinero que sentimos que merecemos. Lo mismo sucede en nuestra salud, nuestras habilidades sociales y nuestras capacidades.

Ejemplos Fáciles del Miedo al Éxito

Supongamos que hoy recibes una invitación para Los Oscar. Desde el minuto 0, necesitas tener la vestimenta adecuada para ese evento (te sentirías 100% cómodo en ese traje/vestido?).

Al asistir, habrá cámaras que te tomen fotos entrando al evento (podrías posar con glamour para todas esas cámaras?). Podrías a socializar con George Clooney, Scarlet Johanson, Brad Pitt, Cameron Diaz (te sentirías cómodo siendo tu mismo delante de ellos o les pedirías una selfie como un fanático suele hacer?).

De la misma manera, podríamos enviarte en un avión express a pasar el día con las personas más necesitadas y pobres en Africa.

Luego de un aluvión de emociones de compasión por la situación precaria de vida de esas personas, empezarías a sentír una extrema incomodidad situado de forma física y real en el medio de esa carencia.

La falta de comida, la lucha diaria, la falta de agua caliente, el no encontrar la conexión al Wi-fi (porque no lo hay), impulsaría a tu mente y emociones a catapultarte de esa situación a cualquier otro lugar en el cuál te sientas cómodo.

Tal vez necesites ir al starbucks más cercano para tomar un café, leer un libro y relajarte. Es decir, necesitas volver a localizarte entre tu techo y tu piso para sentir comodidad. 

Conclusión

Cuando removemos el glamour de las cosas que pensamos que deseamos o a las cuales les tenemos miedo, y nos situamos en el centro de esa realidad por completo, podemos notar que realmente no estamos preparados psicológica y emocionalmente para aceptar que esa realidad suceda en este momento. 

Este ambiguo concepto de “miedo al éxito” cobra mucho más sentido cuando entendemos nuestro techo y nuestro piso de éxito. Comprender este concepto es comprender que antes de poder vivir algo en la realidad física, debemos ser capaces de experimentarlo sin resistencia de manera mental y emocional.

No hay forma de evitar el trabajo interno. Más temprano que tarde, todas las personamos que deseamos progresar deberemos desensibilizarnos a nosotros mismos de la realidad que esperamos vivir.